20 alimentos clave para un cuerpo sano


Sin alimentación no hay vida y sin una buena nutrición no hay salud.




¿Cómo sobrevivimos ante una situación tan precaria y llena de zozobra como a la que actualmente nos enfrentamos en plena crisis sanitaria por el covid 19?



Desde que llegamos al mundo, la comida es imprescindible para asegurar la vida. La alimentación es una buena compañera de viaje que nos permite desarrollarnos plenamente, conservar la salud y la vitalidad, mantener un óptimo rendimiento intelectual e incluso prevenir, superar o aliviar diversas enfermedades.

Rosselló, M. J. (2011). La importancia de comer sano y saludable. Plaza & Janés.





Alimentarse es una necesidad básica para todos los seres vivos y en específico para nosotros los seres humanos, por ende, conlleva también un gran peso dentro del estudio antropológico, cultural e incluso religioso de todas las civilizaciones existentes a lo largo de la historia.


Vivimos una situación bastante complicada en este 2021, luchamos nuevamente por la supervivencia al enfrentarnos a un virus que tal parece incrementar su tasa de mortalidad pese a los esfuerzos de los gobiernos por contenerlo. La salud se ha convertido en una especie de tipo de cambio y por supuesto que se puede lucrar con ella, tomando mayor fuerza dentro un contexto de campañas electorales, hablando específicamente en México.


Aunque sea en un sentido mediático debemos reconocer que estamos expuestos a las manifestaciones de un sin fín de intereses que pretenden bombardearnos con información referente a cómo consumir nuevos, viejos y milagrosos productos y recursos que nos han recordado que procurar y mantener una buena salud física y mental siempre debió ser una prioridad. No es tarde, pero es justo reflexionar que muchos de los males que caen sobre los hombres son resultado de sus propias acciones, entre ellos, las complicaciones de las enfermedades.



Sin un buen conjunto de hábitos saludables: una adecuada rutina de ejercicio y una alimentación balanceada, no es de sorprender que nos veamos afectados de tal manera ante el virus que ha venido a mostrar que sí puede llegar a discriminar estratos sociales y condiciones económicas. Una persona con mayor estabilidad financiera como lo es un residente de las Lomas, no come como lo haría un obrero que mantiene con un salario precario a una familia de 5 integrantes y que además debe pagar renta y demás servicios.


No es la idea realizar un análisis de la situación social que atraviesan la mayoría de los países azotados por el covid, pero sí es oportuno el momento de hacerles llegar a nuestros lectores una serie de láminas de utilidad para replantearnos qué tan sano es que estamos alimentándonos y a nuestra familia. La intención de Palabra y Vida para la sección de Salud y Bienestar es presentar alternativas viables y seguras para cuidarse a sí mismo y a los suyos de forma accesible y responsable.



Inauguremos este espacio hablando y aprendiendo sobre los alimentos que nos proporcionan grandes beneficios cuando hablamos de mantenernos fuertes y saludables.












Pastoral de la Salud en México

https://www.facebook.com/PastoralDeLaSaludEnMexico






Entradas relacionadas

Ver todo